Inspiración

Cómo tener un huerto en casa

Tener un huerto en casa será una de las mejores cosas que puedes hacer para garantizar una buena alimentación a tu familia y disfrutar de frutas o verduras frescas. Además, podrás aprender el valor de aquello que cuidamos y hacemos crecer con dedicación y paciencia.

 

Muchas personas creen que tener un huerto es algo complicado o que requiere de mucho espacio, pero ¡no es así! Sigue leyendo y conoce los aspectos imprescindibles para sembrar y algunas ideas para adecuar la siembra al espacio disponible en el hogar.

Lo necesario para tener un huerto en casa

Ten siempre en mente que para tener un huerto en casa es necesario disfrutarlo, solo así sentirás satisfacción durante cada etapa de tu siembra y posterior cosecha. No es necesario que comiences con un proyecto ambicioso, recomendamos ir poco a poco, a tu ritmo.

Elige el espacio

Debe ser un lugar soleado, un balcón, una terraza, área del jardín o una pared que reciba una buena cantidad de luz solar durante el día. Debe ser un lugar con drenaje de agua o desagüe preferiblemente, aunque con unas bandejas para recolectar el líquido basta.

Recipientes o macetas

Escoge el material para colocar tus plantas. Te sorprenderá saber que hay muchos objetos reciclados que puedes utilizar para colocar tus semillas, desde viejos neumáticos, botellas de plástico o vidrio.

macetas caseras

Huerto horizontal para terrazas o jardines con espacio

Si tienes suficiente espacio puedes optar por un huerto horizontal, es decir, colocando macetas o recipientes uno al lado del otro o sembrar directamente en el suelo de tu jardín en un área delimitada para ello.

Huerto vertical

Se trata de un huerto en varios pisos que puedes construir utilizando pequeñas repisas de madera, con un palé reciclado, cajoneras, muebles que no utilices o colocando directamente los pequeños envases sujetos a la pared. Esta idea también la puedes usar para la terraza o el jardín y así ahorrar el máximo de espacio posible

 

Esta forma de huerto también es muy cómoda para trabajar.

Si utilizaras madera, forra el recipiente con una bolsa de plástico antes de colocar la tierra, asimismo, deja una distancia prudente entre uno y otro para que la luz pueda penetrar bien.

Escoge la semilla y la tierra

Busca una tierra rica en sustrato o crea tu propio compost en casa usando los desechos orgánicos de tu cocina.

 

Para las semillas escoge de acuerdo a la temporada, así la planta estará adaptada a las temperaturas y su cuidado será más sencillo.

 

Beneficios de tener un huerto en casa

● Tendrás tu propia comida orgánica en casa sin aditivos o pesticidas. Además, podrás incluir más frutas y vegetales en la dieta familiar.

● Aplicarás el consumo sostenible de alimentos.

● Será un valioso aprendizaje para los niños porque les enseña constancia, paciencia y respeto por el medio ambiente.

● Puede convertirse en una actividad para compartir en familia y un primer paso para introducir a los niños a la cocina y motivarles a comer alimentos vegetales.

● Sembrar alivia el estrés. Cuidar a otro ser vivo, ver cómo crece y se desarrolla nos hace sentir alegría.

 

Anímate y comienza a preparar todo lo que necesitas para tener un genial, vistoso y delicioso huerto en tu casa.

Envía un comentario

Enviar